Horoscopo-Escorpio.net

Signos del zodíaco con más suerte

Los signos del zodíaco con más suerte

Los pueblos romanos deseaba a sus habitantes la mejor de las suertes con la expresión: “Fortuna Grata”. La cual, significaba lo mejor de las oportunidades en el campo, el senado, la política, etc. Sin embargo, hoy en día la llamada buena suerte es discutible gracias a un sinfín de situaciones que nos permiten ir labrando el futuro en todo lo que nos proponemos. El zodiaco te ofrece una versión interesante de cómo los signos pueden volcar la suerte a su favor. Dejándose influenciar especialmente por grandes energías, que confluyen en el universo para hacer de nuestro camino un paseo agradable. Seamos proactivos, y el universo conspirará para ofrecer sus bondades a los signos del zodíaco con más suerte.

Signos del zodíaco con más suerte

Sagitario

Vivir es el mejor de los motivos para este aventurero del zodíaco. Siempre caracterizado por el optimismo, Sagitario es bendecido por una lluvia de estrellas que crean su gran aura. Para estos divos de Júpiter, todo es vida y aventura sin despreciar lo bueno que los astros tienen para su equilibrio y buena vibra. Es el número uno en el recorrido de la suerte de los representantes zodiacales. Su planeta regente le sonríe como siempre, para hacer de ellos imagen representativa del lado bueno de la vida y sus bendiciones.

Signos del zodíaco con más suerte

Sagitario tiene mucha suerte para los negocios

El centauro suele tener suerte, debido a su actitud positiva y 100% enérgica. Para especialistas en el tema esotérico como horoscopo.eu, estos representantes atraen la buena vibra desde su propia energía. Y además, activan la causa y efecto cuando ayudan a otros sin esperar nada a cambio. Algo que hacen a menudo, y que les llena de felicidad.

Libra

Los nativos de este signo zodiacal, creen profundamente en la energía y hacen de esta su modus vivendi. Cada movimiento que ellos realizan lo cargan de buena vibra, para que así llegue a su vida todo lo bueno que el universo le tiene preparado. Ese equilibrio que evocan en su vida y el magnetismo de su natura,  le hacen sentir pleno. Por esa razón, la naturaleza vuelca en ellos su mejor beneficio.

Los astros han dotado de metamorfosis a estos representantes del zodíaco por tanto las bondades de la buena fortuna, vienen cargadas de constantes cambios. Siempre que Libra siente todo a su favor, el universo le hacen un giro favorable que le da una dosis de energías positivas y todo en su vida cambia. Su lado positivo se refleja de manera algo exagerado, porque en ocasiones presume de su buena suerte. Retando al destino para seguir confiando en sus versiones de la felicidad.

Aries

La suerte de Aries es un tipo de recompensa por ser luchador incansable. Este signo hace lo posible para conseguir lo que se propone y para destacar siempre en su entorno. Cuando Aries se traza una meta es normal que la alcance y por ello no es necesario que sea por pura suerte sino por su propio esfuerzo. Todos sus triunfos son parte de ellos, porque nadie como la cabra para demostrar de qué está hecha.

Aries nunca se rinde hasta alcanzar sus metas

El secreto del éxito de Aries radica en su energía para emprender cualquier proyecto. Quieren ser los primeros y además, los mejores en todo lo que se propongan. Por eso, nunca descansará hasta cumplir sus objetivos. Además, tienen el don de la inocencia, que les hace ser competitivos pero sin caer en hacer daño a los demás.

Tauro

Al toro la suerte le lleva de la mano, y esto puede ser un arma de doble filo, ya que puede hacer que tauro se torne un tanto sedentario. Tauro debe mantener siempre su determinación y perseverancia, esto le permitirá mantenerse activo y con sus logros intactos. Podría considerarse uno de los signos más sortarios del zodíaco. Eso que muchos creen que es tozudez, para ellos es el motor de su buena ventura  aunado a la gran confianza y fe infinita en lo que hacen.

El éxito de Tauro, radica en su impresionante capacidad de luchar sin perder el buen humor. El toro va lento, pero seguro en búsqueda de su destino dando un solo paso a la vez. No pierde la paciencia ni el foco, es el signo más perseverante del horóscopo, y eso a su vez, le hace conseguir cualquier cosa. Por supuesto, la suerte, siempre está de su lado y le juega un gran punto a favor.

Leo

Cuando de esforzarse se trata, Leo es el pionero en hacerlo. Para los nativos de este signo lo importante es saber que con esfuerzo todo es posible lograrlo. Ser tenaz, sociable e impulsador son las características más resaltantes del león, a la hora de desear conseguir el éxito y la buena ventura. Fuerza y pasión se unen a estos amigos, para sentirse verdaderamente conectados con la fortuna grata.

Leo es un líder elegante que nunca pasará desapercibido

Si de creatividad se trata, Leo es el rey. Por esa razón, su forma de encarar lo que ellos llaman “suerte”, es a través de acciones artísticas o ingeniosas que dan excelentes resultados. No en vano, los grandes y famosos del cine y la música han sido de este signo. La perfección es su meta, por eso todo lo que hacen será majestuoso para nunca pasar desapercibidos y lograr la atención. Solo de esta forma, alcanzarán sus objetivos.

Virgo

Uno de los rasgos característicos de estos representantes del zodíaco, es la perfección con la que ven la vida. En ello todo lo gratuito es de desconfiar, por tanto no suelen arriesgarse sino por algo que ellos busquen o deseen. Para Virgo nada cae del cielo, sino que debes ir por él. Su falta de seguridad le impide ver, que en ocasiones el universo conspira para que todo se dé de manera natural. Deben creer más en las bondades de la vida y salir de esos parámetros tan verticales.

Dentro su postura casi “perfecta” encontramos a los nativos de Virgo entre los signos del zodíaco con más suerte, quienes aprenden a esperar por su suerte con menos optimismo que otros. Sin embargo, para ellos la suerte llega en el momento justo y saben aprovecharla al máximo. Volcarse hacia el lado positivo les cuesta, pero son fáciles de contagiarse con optimismo aunque les dure segundos. Apostar a la suerte es algo que le es difícil, pero su tenacidad reafirma sus convicciones más profundas.